Nuestro Blog

Guía para cambiar la manilla de la puerta

Hay pequeños cambios que podemos hacer en nuestra casa que nos permiten darle un aire nuevo sin necesidad de gastar mucho dinero. Te sorprenderías al ver cómo puede transformarse una habitación con simplemente darle un toque de pintura a la puerta y cambiar la manilla. Esta es una tarea sencilla que no requiere de grandes habilidades o herramientas especializadas. Solo tendrás que prestar atención y seguir paso a paso nuestras indicaciones, para cambiarla sin mayores inconvenientes.

En realidad, cambiar la manilla de una puerta es un trabajo que no tiene mayor complejidad y puede realizarse en pocos minutos. Por supuesto, si piensas que las labores manuales no están hechas para ti o sientes temor de emprender este proyecto, siempre puedes acudir a un cerrajero profesional.

Guía para cambiar la manilla de una puerta

El primer paso para cambiar la manilla de una puerta es el más divertido, pues consiste en elegirla. Debes seleccionar una que tenga el mismo tipo de pomo de la que quieres sustituir, pues es importante que cubra el mismo espacio que ocupaba la manilla vieja. Esto debido a que en esa zona la puerta puede estar descolorida o tener alguna marca de presión por la instalación anterior.

Ya con la nueva manilla en casa, procederemos entonces a desmontar la que queremos cambiar. Con la ayuda de un destornillador de punta fina, presionaremos el botón o pulsador que mantiene fija la manivela. En algunos casos puede tratarse de un tornillo, que también tendremos que retirar. Hecho esto, habrá que sacar el embellecedor de la manilla. Generalmente estos tiene una muesca en la que podemos introducir la punta de un destornillador plano, para hacer palanca y facilitar la extracción.

A continuación tendremos que quitar los tornillos o tirafondos que quedarán visibles, y que son los que sujetaban la manilla a la puerta. Debes repetir este proceso por el otro lado de la puerta.

En todo momento debes prestar atención para evitar que la puerta sufra algún arañazo o daño. Aunque el trabajo es muy sencillo, tienes que tener todos tus sentidos en la labor, pues no queremos que por un descuido termines raspando la puerta o causándole algún desperfecto.

El siguiente paso consiste en retirar el vástago. Esta es la varilla metálica que cruza la puerta y sujeta la manilla a ambos lados de la puerta.

Ahora es el momento de instalar la nueva manilla. Como ya dijimos, es importante que el pomo sea similar en forma y dimensiones al que se desea sustituir. En caso contrario podría quedar a la vista parte del agujero de la puerta o, incluso, podría ser necesario cambiar el mecanismo completo de la cerradura.

Por otra parte, si el embellecedor del nuevo pomo fuera más pequeño que el antiguo, será necesario igualar la puerta. Este proceso consiste en limpiar completamente los restos que haya podido dejar el anterior embellecedor, y emparejar la superficie. Los orificios pueden rellenarse con masilla de dos masas, que ha de ser de la más alta calidad, pues con ella debes cubrir los orificios que quedarán a la vista.

Antes de utilizarla es conveniente leer bien las instrucciones del fabricante y seguir sus indicaciones para la aplicación de la masa. En todo caso, la mezcla siempre debe ser homogénea y al usarla cuidaremos de aplicar una capa uniforme.

Posteriormente habrá que pintar o barnizar la zona, para conseguir un color y terminación uniforme en toda la puerta. El tiempo de secado de la pintura dependerá del  producto utilizado, así como de la humedad y temperatura ambiental. Como mínimo, tendrás que esperar al menos unas dos horas.

Transcurrido ese tiempo y habiéndonos asegurado de que la pintura está seca, podemos entonces continuar con la instalación.

Muchas manillas vienen ya premontadas o al menos está armada una de sus partes. Esto facilita enormemente la tarea, pues solo tendremos que introducir por uno de los lados de la puerta la parte ensamblada. Para ello debemos atravesar, por el orificio correspondiente, el cuadradillo del pomo y los casquillos de unión. Por el lado contrario de la puerta colocaremos el soporte de fijación y aseguraremos los tornillos.

Tapamos las piezas con el embellecedor y lo atornillamos. Después solo nos queda colocar la nueva manilla, calzando la pestaña o pasador.

Los mejores consejos para poner una buena manilla en la puerta

El primer consejo que podemos darte es recordar el viejo refrán que dice que lo barato sale caro. Hay quienes se decantan por manillas muy económicas, que equiparan su precio con su pobre calidad. Por eso, pasado poco tiempo se ven en la necesidad de cambiar nuevamente el pomo, pues este se ha estropeado o roto. En realidad, una manilla de buena calidad tiene una larga vida útil, así que bien merece la pena pagar ahora un poco más y evitarse el trabajo y los costes de tener que cambiarla frecuentemente.

Por otra parte, aunque empezamos este artículo hablando de las posibilidades de renovación que podíamos lograr con solo cambiar la manilla, es importante buscar modelos que sean similares. Con esto nos referimos al tamaño del embellecedor y su forma: redondos, alargados. Los materiales, colores u ornamentos de la manivela son los que realmente le darán un nuevo aire a tu puerta y no representan ningún problema para la instalación. Por el contrario, si intentas sustituir un embellecedor circular por uno alargado puede convertirse en un proyecto trabajoso y con resultados poco satisfactorios.

En cualquier caso, siempre resultará más fácil emparejar el tono de una puerta pintada, que emparejar el tono de una que solo tenga barniz. Esta es otra buena razón para decidirte y aprovechar el cambio de manilla para también darle un refrescamiento a tu puerta.

Cuando se cambia una manilla en una estancia que da hacia el pasillo o que tiene más de una puerta, lo ideal es sustituir las de todas las puertas, por modelos iguales. Esto da una impresión de orden y uniformidad a la decoración.

¿Debería llamar a un cerrajero para cambiar la manilla de una puerta?

Tal como advertimos al principio de este artículo, cambiar la manilla de una puerta es una tarea simple para la que no es necesario recurrir a un cerrajero profesional.

Pero como en toda labor de bricolaje, si tienes alguna duda o no te sientes capaz de hacerlo, más vale apostar por lo seguro, pues en muchos casos una reparación mal hecha o un proyecto inacabado acarrea muchos costes adicionales.

Eso sí, asegúrate de llamar a profesionales de confianza, que aporten soluciones y te ofrezcan un presupuesto adecuado a la magnitud del trabajo. Ya se sabe que muchos técnicos inescrupulosos se aprovechan del desconocimiento o apuro de los clientes e inflan sus precios. Con nosotros puedes tener la tranquilidad de saber que tendrás a tu disposición un equipo de cerrajeros expertos que te ayudarán a lograr la mejor relación coste-beneficio, orientándote, si así lo deseas, sobre los distintos tipos de manillas disponibles y sugiriéndote la que más te conviene.

¿Qué manilla pongo en mi puerta?

Una vez que has considerado los criterios antes explicados, relativos a la forma y tamaño del embellecedor, la elección de una manilla responde exclusivamente a preferencias personales. En general se busca que combine con el estilo de la decoración, los colores dominantes y el diseño de la puerta.

En ambientes clásicos quedan muy bien las manillas de bronce envejecido. Existen modelos que combinan este metal con partes en cerámica blanca que le dan un toque de campiña inglesa.

Por el contrario, en decoraciones modernas o minimalistas, las manillas de acero de líneas rectas son un complemento ideal. Algunos fabricantes combinan en una misma pieza terminaciones mate con acabados brillantes, logrando un contraste interesante.

Pero si lo que buscas es una pieza versátil, que calce con todo tipo de ambientes, el níquel es tu mejor alternativa.

Para captar la atención y hacer resaltar una puerta, tendrás que elegir piezas especiales, que puedes conseguir en mercadillos, tiendas de segunda mano o la casa de la abuela. Si tu presupuesto lo permite, muchas casas de diseño están recuperando modelos antiguos y haciendo versiones del siglo XIX, pero estas suelen ser algo costosas.

Por citar algunos ejemplos, podemos hablar de manillas artesanales, con formas ornamentales que reproducen figuras de flores y hojas. Otras tienen decoraciones en la placa de la manilla y cuentan con acabados envejecidos. También las hay en tonos dorados, con cierta reminiscencia modernista, que resultan muy elegantes.

Las posibilidades son infinitas, así que, cumplida nuestra tarea de guiarte para que sepas cómo cambiar una manilla, la elección de la pieza es un asunto que ahora queda completamente en tus manos. ¡Que lo disfrutes!

Diferentes tipos de cerrojos

Cuando la idea es tener una alternativa de seguridad en vuestras casas o comercios, no solo basta con una buena cerradura, se deben valer de distintos sistemas de seguridad y es allí cuando podemos echar mano de los distintos tipos de cerraduras o cerrojos que existen en el mercado.

Una manera sencilla de escoger el más apropiado es buscar entre la gran variedad que existe el que mejor se acomode a vuestras necesidades, pero es necesario conocerlos y saber cómo trabajan.

¿Cuál es la mejor opción a usar en vuestros hogares?

Cuando tomamos en cuenta cual es la mejor opción a colocar debemos estudiar las diferentes alternativas que existen, se hace necesario y fundamental. Conocer los modelos y las marcas es importante a la hora de escoger el que mejor se adapte a nuestras puertas.

Se debe destacar que es sumamente importante conocerlos y que se adapte  a la disposición con la que s e cuenta en el hogar, además ver esta colocación como una inversión que nos dará un valor agregado a nuestros bienes.

Conociendo los modelos básicos

Entre los más conocidos encontramos las cerraduras simples, las cuales proporcionan que la puerta pueda ser abierta desde un lado único. Son muy sencillas de trabajar con ellas, y su mecanismo es de igual manera sencillo. En muchos casos no se amerita de la atención de un profesional. No poseen un grado de seguridad muy alto, sin embargo el modelo determinara que tan seguro podrá ser.

Así mismo, encontramos las cerraduras dobles, las cuales permiten que la puerta pueda ser abierta por ambos lados, estas son las más usadas en las puertas principales. Mas adelante, conocemos las cerraduras electrónicas, siendo de las más cómodas que se pueden encontrar en el mercado, ya que se usan con tarjetas electrónicas o con algún tipo de código.

Existen de este modelo, algunas que ya pueden usar aplicaciones por medio del dispositivo móvil que permiten abrir la puerta fácilmente. Se adaptan a distintos modelos de puertas y son realmente sencillas de colocar.

Variedades de bombines

Los bombines son de los equipos más vendidos en el mercado actual, gracias a la comodidad para ser cambiados.  Existen bombines simples y dobles que funcionan igual a los antes mencionados, son realmente sencillos de colocar y muy fáciles de usar.

Es así como podemos encontrar bombines que no ameritan del uso de llaves, este mecanismo logra que no se permita la apertura de la puerta si esta no se encuentra retirada, este tipo de mecanismo es de gran fuerza y son recomendables cuando se amerita de mayor seguridad.

Están los bombines digitalizados, los que funcionan por medio de una tarjeta, los cuales logran abrir por medio de funciones biométricas, podemos encontrar los que abren con solo colocar la huella dactilar.  Es así como encontramos igualmente los cerrojos digitales, los cuales son apropiados para colocar en puertas de mayor seguridad, es una de las opciones infalibles en cuanto a seguridad.

Este tipo de bombín puede trabajar perfectamente en conjunto con otro equipo, el nivel de seguridad es alto, es imposible atacar este tipo de bombín. Así que para puertas de exteriores es el ideal.

Bombines de profunda seguridad

Entre este tipo de bombines encontramos aquellos que se activan en el interior con un pulsador y con llave en el exterior de la puerta. Estos modelos son altamente efectivos en cuanto a seguridad. Ya que cuenta con un sistema de barras contenidos en las puertas, además que se acciona si se intenta forzar la puerta.

Es ahí donde radica su importancia, en la forma de bloquearse y como no permite el acceso inadecuado al lugar, es así, como también podemos encontrar bombines que ameritan de una llave especial para que logre funcionar. Y que además estas no pueden ser reproducidas con facilidad.

Cerraduras Dierre

Sabías que Cerraduras Dierre fue fundada en el año de 1975 obteniendo como resultado muchos comentarios positivos durante todos estos años desde su creación hasta la actualidad. Si es de tu interés el conocer más acerca de esta empresa y sus productos, sigue leyendo a continuación sobre lo que le informan.

Historia de la empresa

Confirmando con esto los años de carrera y experiencia laboral, su gran trayectoria permitió que la misma se adaptara a las diferentes épocas y tiempos, mejorando todos sus productos, con la finalidad de que tú como cliente puedas apostar por esta empresa disfrutando de la máxima seguridad.

En 1978 la empresa realizó el lanzamiento de la primera puerta de seguridad industrializada. En el año de 1980 debido a su crecimiento, consiguió superar la facturación de medio millón en un año.

Fue hasta el año de 1982 que la empresa no apostó por formar su primera fábrica, la cual se construyó en Turín, donde actualmente reside la sede principal.

En 1985 sigue creciendo la empresa Cerraduras Dierre, en consecuencia se ven en la obligación de crear la segunda fábrica, estas dos ocupaban una superficie de 1500 metros cuadrados.

Al año siguiente debido a la comprar de la patente de las cerraduras con bombín intercambiable “Mía”, se logró la adquisición legal de las mismas. Convirtiéndola en una empresa accionaria en el año de 1990, con la finalidad de obtener mayor capital para un mayor crecimiento como empresa, debido a esto la misma en 1993 es la primera que se motiva a anunciar sus servicios por televisión, para entonces ninguna otra empresa había dado ese paso, a su vez en 1994 sale de Francia.

En el 2006 la marca lanzó al mercado la puerta enrasada DSIDE y en el año de 2008 presentaron la puerta Wall Security, la cual es blindada nivelada.

Los Principales Productos

Esta marca no solamente posee una buena imagen en el medio de las puertas sino que de igual manera tiene en el mercado una cantidad de cerraduras bastante considerable. En este artículo debido a que no se puede abarcar todas las cerraduras que se encuentran en el mercado, se hará mención de las más relevantes.

Cerradura Dierre Autoblocante Serne 427

Esta cerradura ha obtenido mayor éxito en comparación con las demás, la misma es empotrable en la puerta, consta de medidas de seguridad que poseen la finalidad de prevenir que los ladrones puedan forzar la puerta con facilidad, con la intención de robar viviendas o negocios. Este modelo se adapta a la perfección a las tiendas.

Esta cerradura es reversible, la cual consta de cuatro bulones y un picaporte, con toda la intención de asegurarte la máxima seguridad a cambio de un precio competitivo. Las dimensiones de este modelo son de 426x206x31mm, por lo que se adapta de manera precisa a la mayoría de las puertas.

Cerradura Europerfil DIE800D

¿Te preocupa la seguridad de tu casa? Esta variedad de cerraduras son perfectas para cubrir tus necesidades. Suelen ser más seguras que las convencionales, por este motivo cada vez más fabricantes apuestan por esta cerradura, posee un sistema de doble intención de cilindros, la cual te permite disfrutar de mayor seguridad, a su vez podrás adquirir la cerradura de tu preferencia ya sea para la mano derecha o la mano izquierda, proporcionando la comodidad y posibilidad de instalación de manera práctica y sencilla a la variedad de clientes en el mercado, sin presentar ningún tipo de complicaciones. Cabe destacar que se diferencia del modelo anteriormente mencionado al ser de sobreponer, cuenta con 4 bulones y un picaporte y reluce por no poseer un cilindro.

Cerradura Europerfil DIE900D

Si el modelo anterior te parece bueno, pero estás en busca de algo superior, entonces el siguiente sistema de seguridad es tu oportunidad. Aquí tienes un modelo que posee más pitones que el anteriormente mencionado, aunque su funcionamiento es el mismo, consta de doble cerradura y sin cilindro.

Has visto los principales modelos de cerraduras de la marca, no obstante en el mercado encontrarás diversidad con la finalidad de poder satisfacer diferentes necesidades y gustos.

Es necesario que veas si realmente una cerradura de la marca Dierre, cubre todas las expectativas con respecto a tus necesidades, o te parece una mejor opción, comprar otro modelo perteneciente a otra marca, que te ofrezca un catálogo más amplio de modelos en cerraduras.

Cómo diferenciar un bombillo antibumping de uno común

Hoy en día cada vez son más y más las personas que se dan cuenta que el bumping es realmente el método de robar casas más efectivo y, por ende, más peligroso que existe hoy en día. Muchos son los ladrones que utilizan esta técnica no sólo para robar en viviendas, sino también para robar en locales comerciales, negocios, etc. El bumping es una técnica muy fácil y rápida si se aplica a un bombillo sin sistema antibumping, por lo que es muy importante saber si en realidad nuestra cerradura es capaz de evitar un robo mediante esta técnica o si no y debemos cambiar el bombillo lo más pronto posible. Lo anterior es precisamente lo que haremos en los siguientes párrafos.

¡Alerta! Tus llaves podrían ser copiadas fácilmente

Sí, la preocupación porque el bombillo de tu cerradura sea o no sea antibumping es necesaria para la seguridad de tu inmueble, pero también debes saber que es necesario preguntarse ¿Las llaves de mi cerradura pueden ser copiadas fácilmente? Pues, si no lo sabías, actualmente los ladrones también han optado por copiar llaves como método alternativo cuando el bumping no les funciona. Por consiguiente, aunque tu bombillo sea anti bumping y se encuentre en perfecto estado, si las llaves pueden ser copiadas fácilmente de igual manera tu seguridad está en grave peligro.

Es por eso que cuando vayas a comprar un cilindro debes tomar en cuenta que las llaves del mismo no puedan ser copiadas fácilmente. Es decir, que en cualquier ferretería puedan ser clonadas, pues, aunque parezca una ventaja en un principio, lo cierto es que los ladrones sin necesidad de tener tus llaves pueden copiarlas usando la técnica del impresioning. Por ende, mientras más difícil de copiar sea la llave, más seguro será el bombillo y la cerradura en general.

Nosotros te recomendamos hacer una cuantiosa inversión y comprar la cerradura más completa disponible en el mercado; aquella que incluya sistema antibumping, llaves difíciles de copiar y entre otras características antirrobo. Si no conoces mucho de cerraduras y bombillos y necesitas la asesoría de un profesional, te recomendamos contactar a un cerrajero de confianza para que te oriente y encamine en la elección correcta de la cerradura que necesitas. No te fíes de esas tiendas poco profesionales que no les interesa la satisfacción del cliente y solo te recomiendan las cerraduras que, por una u otra razón, ellos quieren venderte.

¿Qué cerradura antibumping debería comprar?

Primero que nada, no existe una elección infalible cuando se habla de la cerradura antibumping a comprar. En el mercado podrás encontrar una inmensa variedad de modelos y tipos de cerraduras antibumping con distintos grados de seguridad y a distintos precios. Sería mentira decir que unas cerraduras son mejores que otras, pues todo depende de lo que cada cliente busca. Algunos buscan una seguridad mínima, mientras que otros necesitan máxima seguridad. Por regla general, se dice que las cerraduras antibumping costosas son las mejores, mientras que las económicas no suelen ser buenas; esto es parcialmente verdad y parcialmente mentira.

Lo que sí es cierto es que las cerraduras antibumping de marcas reconocidas son una garantía de calidad y seguridad, pero eso no quiere decir que puedas encontrar una cerradura económica y con un alto grado de seguridad. Lo mejor siempre será tomar una decisión equilibrada entre precio y calidad, asegurándose que la cerradura no solo cuente con sistema antibumping, sino también con otras características esenciales de seguridad, tales como antipalanca, antiganzúa, antitaladro, entre otros. Además, no olvides reforzar la cerradura con un buen escudo y, también, acompañarla con un cerrojo invisible para la máxima seguridad de tu puerta. Esto último es opcional, aunque brinda excelentes resultados y por eso lo recomendamos.

¿Cómo darse cuenta que una cerradura es antibumping?

Saber si una cerradura es antibumping o no, no es algo que uno pueda conocer con un simple vistazo. Sin embargo, existen indicativos que nos pueden decir con cierta certeza si una cerradura incluye un sistema de protección antibumping. Por ejemplo, el precio de una cerradura suele ser un método infalible para saber cuál es la calidad de una cerradura. Si la cerradura es muy económica, al punto que el precio lo podríamos considerar irrisorio, ten por seguro que la misma no incluye sistema antibumping, y si sí lo incluye, es muy posible que sea tan fácil de vulnerar que no debería llamarse como tal.

De esa manera, podemos descartar que la cerradura sea o no sea antibumping, aunque cabe aclarar que si la cerradura es costosa en la mayoría de los casos no siempre es antibumping. No obstante, si la cerradura es cara y al mismo tiempo es de una muy buena marca, las probabilidades de que sea antibumping son realmente altísimas. Aun así, no podemos determinar al 100% si la cerradura es o no es antibumping.

Una manera verdaderamente infalible de saber qué sistemas de seguridad incluye una cerradura es ver su modelo es buscar en Internet para ver qué tiene. Muchas marcas de cerraduras suben a Internet los manuales de sus modelos de cerraduras, de manera que podemos, con tan solo googlear, saber si una cerradura es efectivamente antibumping o no. Si eres de los que conserva los manuales de todo lo que compras, entonces no hace falta internet, pues simplemente deberás buscar el manual de la cerradura, leerlo y verificar si incluye sistema antibumping.

¿Cuánto cuestan los bombines antibumping?

Existen tantos precios de bombillos antibumping como distintos modelos existen. En el mercado podrás encontrar bombillos antibumping sumamente baratos que pueden llegar a costar unos 30 euros, mientras que los más caros y los que más prestaciones ostentan pueden llegar a costar unos 200 euros. Nosotros siempre te recomendamos comprar los modelos que tengan características más avanzadas, ya que son esos los que mejores desempeños brindan y mantienen 100% seguro nuestros inmuebles y bienes. Además, para que tu inversión valga la pena, es recomendable contratar a un cerrajero profesional para que instale impecablemente el bombillo antibumping que adquirimos.

¿Podemos tener llaves incopiables?

El tema de la seguridad se ha convertido en lo más deseado por cualquier persona en el mundo, siempre ha existido la necesidad de protegernos a nosotros mismos igual que a cada uno de nuestros bienes frente a los ladrones o cualquier circunstancia adversa. Si queremos conseguirla, es necesario mantenerse actualizados con respecto a las más recientes tecnologías de cerrajería para ir un paso por delante de los ladrones y así evitar cualquier fechoría dentro de nuestra vivienda o sitio de trabajo.

Cualquier tipo de llave puede y no puede copiarse, es decir, actualmente, no existen llaves únicas, todas pueden copiarse sin ningún problema. Sin embargo, las “llaves incopiables” son unos dispositivos muy de moda en este momento, las cuales, al contrario de las convencionales, se destacan por ser piezas únicas, sin la mínima posibilidad de ser copiadas. En este particular caso, además de comprar la cerradura, recibirás una tarjeta, que debes guardar bien puesto que será la clave para obtener la copia de las llaves en caso de extravío o rotura. Al momento de comprar la cerradura justo con las “llaves incopiables”, solo será posible conseguir las copias de la misma a través de la empresa comercializadora y de la tarjeta.

El objetivo de todas las llaves, indistintamente de si se pueden copiar o no, es impedirle al ladrón realizar una copia de las mismas que le permita abrir cualquier puerta sin ningún impedimento. Es importante tener presente a la hora de comprar estas cerraduras que la incompatibilidad no es la misma para todos los modelos, debido a que existen algunas cuyos métodos proporcionan mayor seguridad que otros, mientras mejor sea dicho método, tendrás mayor seguridad en tu cerradura.

Cada día las llaves van mejorando su versión al igual que las cerraduras. Al respecto, un estudio señalado que el 80% de la población no puede distinguir si su llave es de seguridad, incopiable o convencional. Por ello, pensar que todas las llaves gozan de la misma seguridad es un grave error. Para disminuir esta estadística, es necesario elaborar contenidos digitales o brindar asesorías a nuestros clientes con respecto a este importante tema. Hasta el momento, la patente de las “llaves incopiables” será utilizada por cada vez más cerraduras, sin importar los pros y los contras.

Entre los pros o puntos a favor que tienen estos dispositivos es que ningún ladrón podrá realizar copia a estas llaves durante los primeros años de funcionamiento debido a que con el paso del tiempo, el ladrón encontrara la forma de copiarla sin que las victimas puedan darse cuenta y lograr accesar a las instalaciones sin el menor problema. La desventaja de las llaves será para los clientes, debido a que la copia es muy difícil de sacar, de necesitarla, deberá ser solicitada a la empresa y esperar su fabricación por parte de la misma.

En vista de las circunstancias, siempre te recomendaremos considerar las ventajas y desventajas de este tipo de mecanismos a la hora de apostar por estas cerraduras. Por este motivo, a la hora de apostar por este tipo de cerraduras, es necesario preguntarse si realmente esta nueva variedad de llaves podrá cumplir con nuestras expectativas y si encontraremos finalmente en ellas lo que estamos buscando.

Ante esta situación, algunas marcas solicitan a sus clientes el número de aviso cuando deben solicitar una copia de su llave, si la petición no ha sido realizada por el propio cliente, la empresa inmediatamente paralizará el procedimiento, evitando así cualquier tipo de fraude que atente contra la seguridad de nuestros usuarios.

Como es de esperarse, los avances tecnológicos también han llegado al mundo de la cerrajería, creándose de esta manera, las llaves digitales, instaladas por un número de personas que cada día está en crecimiento. En los últimos años, se ha incrementado considerablemente el número de solicitudes para la instalación de cerraduras digitales debido a que muchos piensan que este tipo de tecnología les brindará mayor seguridad.

Desafortunadamente, este sistema digital es más vulnerable que el tradicional, los ladrones se encuentran al tanto de este tipo de tecnologías y en los últimos años han trabajado para seguir realizando sus fechorías, ellos están al tanto de que la población prefiere este tipo de cerraduras, por lo que en un futuro, manipularlas será pan comido para ellos. Además de violentar su seguridad, obtener copias de estas llaves digitales se vuelve cada vez más sencillo. A pesar de que este tipo de llaves posee códigos especializados, los ladrones siguen teniendo las mismas habilidades que los caracterizan para copiarlos fácilmente y abrir las cerraduras digitales de tu casa u oficina.

Con el paso del tiempo, igual que las llaves tradicionales, las digitales se volverán menos seguras por las razones expuestas anteriormente, es por ello, que si deseas disfrutar de este servicio, es importante que cambien de cerradura digital cada cierto tiempo para que de esta manera se puedan contrarrestar cualquier tipo de robo o irregularidad. Al igual que los teléfonos inteligentes, las claves de las llaves digitales pueden ser copiadas por cualquier persona. Este tipo de llaves pueden traerse también en el teléfono móvil, para esto tendrás que utilizar el teléfono con mayor precaución debido a que los ladrones son expertos en copiar las claves de los celulares. Lo importante es que estos últimos se encuentren sanos y colocar la clave más complicada para dificultarles el proceso a los malhechores.

Si deseas disfrutar de la mayor seguridad y buscas la máxima calidad, es necesario adquirir una llave que se adapte a tus necesidades, con tecnología moderna y fabricada por una empresa reconocida. De esta manera podrás asegurarte de que la compra realizada es de buena calidad.

El modelo de la llave y cerradura no son lo más importante, también debes escoger personal capacitado a la hora de la instalación con la finalidad de asegurarte la seguridad necesaria, buscar los servicios de una compañía es primordial. Si realizas la inversión en un local de poco renombre, corres el riesgo de que una copia de tus llaves sea vendida a los ladrones y estos puedan entrar a tu casa.

 

Persianas motorizadas

Las persianas que son motorizadas son cómodas ya que tienen un motor que permite usarlas sin apenas esfuerzo. Pulsas un botón y la ventana te hará caso.

Algunas que son de última generación permiten que se pueda programar para subirla y para poder bajarla a la hora que tu desees.

Esto hace que se incremente el nivel de seguridad de tu vivienda. Al permitir que tu puedas decidir cuando se suben y se bajan hará pensar a los que quieran robarte que te encuentras dentro de la casa.

Son perfectas para los periodos vacacionales. Son sencillas de instalar, así que si eres apañado podrás instalarlas tú solo. Otros modelos tienen manivela de emergencia por si hay problemas con la energía.

Hay quien opta por persianas de tipo automatizadas porque no cuesta nada instalarlas y apenas consumen energía. Se accionan a través de un mando a distancia o pulsando un interruptor según el modelo que hayas elegido. Otras tienen motores que son capaces de saber si está dando el sol o no o se suben y se bajan solas.

Hay que fijarse en el ancho de la cinta que suele tener 15 o 23 cm hay minis y anchas.

También hay que fijarse en el material de la persiana que es de aluminio o plástico.

Otras tienen motores tipo tubular y no tubular. Los tubulares se ponen dentro del cilindro de la persiana. Se pone el motor en el cilindro de la persiana, se encaja para que vaya bien, se hace una instalación eléctrica de la persiana y se comprueba que funcione, es decir, que suba y que baje.

Los no tubulares tienen diferentes modelos como son los motores de superficie y los d empotrar.

El de empotrar se acopla en la pared, se sitúa en la caja inferior de la persiana. Los de superficie se ponen sobre la pared.

Los sensores solares son capaces de subir y bajar la persiana según la temperatura que haya dentro de casa y las condiciones climáticas. Ésto provoca que haya un ahorro. Puedes comprar un modelo que tenga mando a distancia para subir y bajar las persianas desde cualquier lugar de tu casa.

Como también se puede programar una hora para que se bajen o levanten las persianas se puede hacer en cualquier día, hora, festividad… Así harás para que los ladrones se piensen que estás en casa aunque realmente no lo estés.

Para elegir el motor hay que hacerlo según el peo de la persiana y el diámetro del eje. Si pesa más o menos así dará más o menos potencia el motor. Si pesa mucho necesitarás un modelo que te de más potencia. Los tubulares suelen tener de diámetro de eje entre 40 y 60 mm.Tienes que seguir una ecuación para poder saber cómo elegirlo.

Una vez que sepas cuánto pesa la persiana y el diámetro que tiene ya puedes elegir con total facilidad el motor que se adapta mejor a lo que vas necesitando. Si compras uno que tenga más potencia de la que debería de tener puede ser que no haga su trabajo correctamente.